30/10/2017   Centro

El Centro Niemeyer, protagonista de MasterChef Celebrity

El capítulo del célebre talent culinario, producido por TVE en colaboración con Shine Iberia, grabado en Avilés se emitirá mañana martes en prime time.

Los aspirantes prepararán platos típicos asturianos para 70 comensales: bollo preñao, fabada asturiana, cachopo y casadielles compondrán este menú.

El chef Marcos Morán, una estrella Michelin, y Covadonga, aspirante de MasterChef Junior 3, seguirán de cerca el desarrollo de las pruebas de los participantes.


La Plaza del Centro Niemeyer se ha convertido por un día en un gran plató de televisión para acoger la grabación de uno de los capítulos de la actual temporada de MasterChef Celebrity y mañana, martes 31 de octubre, desde las 22:30 los espectadores podrán comprobar la destreza de los aspirantes que siguen en liza: Anabel Alonso, Bibiana Fernández, Eduardo Soto, José Corbacho, Patricia Montero, Saúl Craviotto y Silvia Abril.

En el programa grabado en el Centro Niemeyer se palpa ya que la final de MasterChef Celebrity está cada vez más cerca y es el momento en que los aspirantes sacan su lado más competitivo. Cada aspirante robará a un compañero la mitad de los doce productos de la Caja Misteriosa de esta noche. Después no podrán entrar en el supermercado, así que deberán pensar muy bien la estrategia que seguirán. En este reto tendrán el privilegio de compartir cocina con Ricard Camarena, chef que en tan solo tres meses consiguió la estrella Michelin y que se animará a participar en esta prueba.

El público del programa, producido por TVE en colaboración con Shine Iberia, podrá comprobar cómo los concursantes se impregnan de los aromas de algunos de los platos típicos de Asturias: bollo preñao, fabada asturiana, cachopo y casadielles serán los manjares que los concursantes prepararán y servirán a 70 comensales. Covadonga, aspirante de MasterChef Junior 3, y el chef Marcos Morán (una estrella Michelin) vigilarán de cerca el cocinado. El mejor tendrá una ventaja en la eliminación: podrá salvar a uno de los aspirantes con delantal negro.

En la eliminación, los jueces someterán a los aspirantes a un examen para repasar todo lo aprendido en estas siete semanas de concurso que ya han transcurrido. Sobre una mesa encontrarán 27 campanas, una por cada letra del abecedario, que esconderán alimentos poco comunes y que deberán incorporar en sus recetas. Jorge Brazalez, ganador de MasterChef 4, ayudará a los aspirantes en este complicado reto.